Tercer Grado

La decadencia del poderío naval español


Después de la batalla de  Trafalgar, España deja de ser la tercera potencia naval de la época.

La decadencia del poderío naval español

Aunque tenía extensos dominios en América su flota quedó destruida. Y no fue posible devolverle el esplendor de antaño, carecían de astilleros capaces. ¿Cómo podían mantener su poder al otro lado del atlántico si se carecía de medios de transporte? Los españoles pidieron ayuda a Inglaterra pero ésta la negó.

España se vio obligada a comprar barcos a los rusos, éstos les entregaron unos buques en tan mal estado que, de la flota comprada, sólo tres se pudieron hacer a la mar.España se enfrentó a una guerra de sucesión después de la muerte de Carlos II, quien fallece sin dejar herederos.

Felipe V llega al trono de España, comenzando así el gobierno de los Borbones, durante el reinado de Carlos III se realizaron ambiciosas reformas basadas en las ideas de la Ilustración.

la decadencia del poderio naval español

Entre las reformas realizadas tenemos:

Normas jurídicas que restringen las facultades de la Iglesia Católica.
Obligación de la nobleza a pagar impuestos.
Se crearon nuevas Secretarías y una Junta de Estado.
Se suprimieron las aduanas interiores.
Ser reformularon planes y programas de estudio de la Universidad.

Para aplicar las reformas en la Nueva España se nombraron dos visitadores: Juan de Villalba, encargado de crear un ejército regular que estuviera bajo las órdenes del rey, y José de Gálvez, encargado de mejorar el funcionamiento de la administración pública y de crear impuestos que no causaran el descontento popular.

Entre las innovaciones que propuso José de Gálvez a su regreso a la Metrópoli están: la modernización de la minería y la creación de un gobierno en el Norte de Nueva España para impedir el avance inglés.

Antecedentes de la decadencia del poderío naval español

El expansionismo colonial provocó la decadencia del poderío español en los siglos XVII y XVIII. Al juego expansionista le entraron nuevas naciones como el reino británico, la corona francesa y holandeses, entre otros; esto lo lograon a través de la piratería, entre menos riqueza, menos navíos de guerra.

 

El desgaste, producto de las constantes guerras, mermó la economía del reino español y su poderío naval. Los problemas internos, como problemas administrativos, provocaron rezago en las técnicas de la construcción de su flota marítima.

La gota que derramó el vaso fue la Batalla de Trafalgar porque Francia y España perdieron y así inició el fin del poderío español e inició el poderío británico.

 

Icons made by Freepik from www.flaticon.com is licensed by CC 3.0 BY