Los españoles llegaron a lo que hoy es la península de Yucatán gracias a un naufragio en 1511, la mayoría de los sobrevivientes del naufragio fueron aniquilados por los mayas pero se salvaron Gonzalo Guerrero y Jerónimo de Aguilar (quien después se convertiría en traductor de Cortés).

Las expediciones españolas y la conquista de Tenochtitlan

En 1517 una expedición capitaneada por Francisco Hernández de Córdoba llegó a Yucatán, la mitad de los hombres que desembarcaron murieron a manos de los mayas.
En 1518, Juan de Grijalva  descubre las costas de la Isla de Cozumel, explora el litoral norte de la península y parte de las costas del Golfo de México. Durante este viaje de exploración, Juan de Grijalva tiene noticias del imperio azteca pero como las provisiones escaseaban después de cinco meses de viaje, decidió regresar a Cuba sin conocer el poderío azteca.
En 1519 Hernán Cortés llega a la Isla de Cozumel.
En el trayecto de su expedición, Cortés se encontró con Jerónimo de Aguilar quien le sirvió como intérprete maya-castellano. La primera batalla que ganó Cortés fue contra los mayas chontales, ellos le entregaron como prendas de paz veinte mujeres, entre las cuales se encontraba Malintzin, quien se convertiría en la traductora maya-nahualt y, posteriormente en amante de Cortés y pieza clave en la conquista de Tenochtitlan.